Saltar al contenido

La exclusión de los estudiantes en las escuelas públicas

Hace algunos años, la destacada educadora e investigadora ecuatoriana Rosa María Torres, que llegó a ser Ministra de Educación del Ecuador, afirmaba que si los hijos de los presidentes, de los ministros, de los altos funcionarios del estado y de las empresas privadas, de la alta oficialidad, de los diplomáticos, etc., estudiaran en colegios públicos, otra sería la realidad de la educación pública. Pero como esto no es así, el Estado no ha mostrado nunca interés en mejorar cualitativamente la realidad de los centros educativos públicos, los que se tornan más precarios en materia educativa y deviene en crisol de insatisfacciones, frustraciones y relaciones de violencia entre estudiantes y docentes. Esto no quiere decir que la violencia y el bullying existen sólo en la escuela pública, sino que es en ella donde el Estado tiene las mayores responsabilidades sociales y, al mismo tiempo, es en ella en donde expresa con mayor crudeza su insensibilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *